• Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

    Únete a otros 988 seguidores

  • NUESTRA WEB

  • MEMORIAS

  • BOLETINES

  • REDES SOCIALES

CARTA DESDE MANOGUAYABO

Batey Bienvenido, Manoguayabo, 30 de septiembre de 2016

¡Hola a todos!

De nuevo terminando el mes… pero llego a mi cita con cada uno de vosotros para contaros lo que sigue sucediendo por estos lares y compartir mi misión.

Terminaba mi última carta contándoos que estaba organizando un operativo con la Embajada de Haití, para que vinieran aquí a la escuela a hacer actas de nacimiento y pasaportes el siguiente domingo. Bueno… pues dos días antes llamé al cónsul para terminar de ultimar detalles y, para mi (desagradable) sorpresa, y después de tanto trabajo, me dijo que no iban a poder venir. No os podéis imaginar lo mal que me sentí… tanto esfuerzo, tantas horas dedicadas, las esperanzas de tanta gente… no me avergüenza confesar que, cuando colgué el teléfono, me vine abajo, perdí la esperanza y me harté de llorar por la impotencia y la frustración que sentía. Me propuso hacerlo dos semanas después pero, en ese momento, ya no sabía si debía confiar en su palabra o no… por una parte, por el nuevo trabajo que para mí suponía y, por otra, porque iba a ser jugar con los sentimientos de mucha gente en el caso de que volvieran a fallar. Después de orarlo, lo llamé el día siguiente y acepté la propuesta. Ese domingo vino mucha gente desde bien tempranito. La verdad es que nadie se lo tomó a mal, ¡están tan acostumbrados a que la suerte no les sonría! Incluso, al presentarles mis disculpas, repetían una y otra vez que no era mi culpa, que ellos saben que yo nunca les mentiría. Eso también me hizo llorar, pero no de impotencia y frustración, sino de emoción. Esta gente me sigue dando lecciones y mostrando el rostro de Dios cada día…

Y ciertamente, Dios sabe cómo hace las cosas. Aunque tuviera que volver a dedicar muchas horas a ese tema (y quitárselas a otras cosas a las que también me tengo que dedicar), la verdad es que cambiar la fecha posibilitó que alguna gente tuviera más tiempo para conseguir algo de dinero para poder sacar sus documentos. Y es que, aunque a veces no lo entendamos al principio, los Planes de Dios siempre son mejores que nuestros planes…

Por fin, el 11 de septiembre se tuvo el operativo. Desde las 6 de la mañana había gente esperando en la puerta de la escuela, ¡y eso que había convocado para las 8,30! La actividad fue todo un éxito. Se ofreció mucha información, se hicieron 18 pasaportes y 69 actas de nacimiento, entre niños y adultos. Nada mal. Y los de la Embajada quedaron contentos con la organización, puesto que el cónsul, antes de irse, me dijo que podíamos repetirlo cuando quisiera. Desde luego, eso no va a suceder pronto, porque los preparativos para una actividad de este tipo requieren de mucho tiempo y energías, pero tendremos en cuenta su disposición favorable. 35-operativo-1

35-operativo-2

Eso sí, 18 personas, con mucho esfuerzo, pudieron conseguir el dinero para solicitar sus pasaportes en el operativo, pero me da mucha pena saber que muchísimos más no van a poder sacarlo porque se trata de gente que no tiene dinero para comer, por lo que es absolutamente imposible que lleguen a reunir los 110 dólares que se necesitan. Es por eso que se nos ocurrió lanzar una campaña de “apadrinamiento de pasaportes” con KORIMA. Muchos de vosotros ya veríais hace unos días el lanzamiento de la campaña en Facebook.

Igual hay quien piensa que no es tan importante que esta gente obtenga su pasaporte habiendo otras necesidades más prioritarias, pero la realidad es que es algo fundamental para ellos y una urgencia de primera necesidad. En el texto que escribieron desde KORIMA para la campaña se explican todos los detalles. De manera sencilla y rápida vuelvo a explicaros lo que creo que en algún otro momento ya os he contado: desde el Plan de Regularización que se abrió el año pasado se dio posibilidad a toda esta gente de residir en el país de manera “legal”, pero los requisitos que se les pusieron desbordaban las posibilidades de la mayoría, que viven en condiciones de extrema miseria y no pudieron permitirse gastar todo el dinero que suponía hacer todos los documentos y trámites que se pedían. Por si fuera poco, uno de esos documentos es el de antecedentes penales, que sólo se consigue si se tiene el pasaporte. Dado el desbordamiento de trabajo a nivel de las autoridades competentes, se ha alargado el plazo un año más, pero conseguir el pasaporte es requisito necesario para poder permanecer en el país. Quienes no lo tengan para la fecha fijada serán deportados sin piedad, con o sin su familia. 35-familia-en-embajada-1

Muchos de ellos llegaron aquí cuando ocurrió el terrible terremoto en Haití, en enero del 2010. Llegaron aquí con lo puesto, y allá no les queda nada. Otros vinieron muchísimo antes, de tal manera que han tenido todos sus hijos aquí, los cuales ni siquiera conocen el país de sus padres… En fin, que os animo a que colaboréis en la medida de vuestras posibilidades. No vamos a poder resolver la situación a todo el mundo, pero quizá sí a un grupito de gente que verdaderamente me preocupa. Yo conozco cada caso, sé quién puede conseguir el dinero y quién no. En eso tendréis que fiaros de mi criterio, pero os aseguro que vuestras aportaciones van a aliviar grandemente la situación de quienes puedan beneficiarse de ellas. Y el buen Dios de la Vida os compensará vuestra generosidad. Ojala pudierais compartir conmigo un solo momento de entrega de documentos… son momentos emocionantes por ver cómo los reciben y las esperanzas que en ellos generan… 35-entrega-de-documentos-2-1

35-entrega-documentos-1-2

Aparte del proyecto de Sin Papeles No Soy Nadie puedo contaros que las clases de alfabetización siguen caminando con buen pasito. Hemos dejado un grupito con los niños que teníamos el curso pasado y no han logrado inscripción en ninguna escuela. Estos son los de nivel alto. Un par de ellos, que presentan ciertas dificultades de aprendizaje, han quedado en el grupo de nivel medio, junto con otros que han entrado nuevos sabiendo algo. Y por último tenemos el grupo de nivel bajo, que son los nuevos que han entrado y que parten desde cero porque no saben absolutamente nada.

El equipo de maestras está a pleno rendimiento. Este curso quiso colaborar una chica que es psicóloga, lo cual está suponiendo un plus para nuestro proyecto, porque ella se dedica de manera más personalizada a los niños que presentan dificultades, no sólo de aprendizaje.

Esta semana hemos tenido la primera reunión de padres y, aunque no asistieron todos, el ambiente fue muy bueno e incluso aprovechamos para darles un temita de formación. Me siento contenta con cómo se va desarrollando este proyecto, a pesar de que me gustaría poder dedicarle más tiempo del que le dedico.

Y por lo demás, todo bien, con muchas cosas entre manos. Confío que también vosotros os encontréis felices, cada cual con sus rutinas diarias. Es importante encontrar a Dios en todas ellas, para vivir la vida con el mayor sentido posible.

A punto ya de comenzar octubre, el mes misionero, me despido de vosotros esperando contar con vuestra oración, por todos los que estamos misionando lejos de nuestra tierra pero, sobre todo, por los beneficiarios de nuestra misión. Que dejemos a Dios acompañar siempre nuestro caminar. Orad también para que el huracán que nos está asolando no cause demasiados estragos. En República Dominicana estamos en este momento en alerta naranja y, por el momento, todo queda en fuertes tormentas pasajeras, pero en Haití y parte de Cuba ya la alerta es roja. 35-huracan-1

Un abrazo y hasta el próximo mes.

Lidia Alcántara Ivars, misionera claretiana

A %d blogueros les gusta esto: